fbpx

Si vas a viajar a España, ya sea por turismo o para empezar a vivir en el país, entender esta regla es de suma importancia. Comprender al detalle su funcionamiento te permitirá evitar entrar en situación irregular y te ahorrará multas y sanciones innecesarias, por lo que te recomendamos que leas con mucho detenimiento las secciones que vienen a continuación. En este post resolvemos todas las dudas sobre la regla de los 90 – 180 días en España; resolviendo todas las dudas que extranjeros de todo el mundo se hacen de manera muy habitual. Veremos qué diferencias tiene con la regla de los 183 días, qué implicaciones legales puedes sufrir si te pasas de los 3 meses, cómo extender esos 90 días permitidos en el país, ¡y mucho más!

¿Qué es la regla de los 90 días en España?

 

La regla de los 90 días establece el periodo de tiempo máximo que un extranjero de fuera de la Unión Europea puede estar en España durante su estancia como turista.

Es decir, si visitas España por un periodo corto de tiempo sin tener un permiso de residencia, tanto si tu país de origen requería solicitar un visado de turista como si no, podrás permanecer un máximo de 90 días antes de tener que salir o conseguir un permiso de residencia legal.

Aunque, si somos realmente precisos, este plazo de 3 meses aplica tanto para España como para cualquier otro país del espacio Schengen.

Así, por más que estés en España un mes únicamente, te seguirán quedando un máximo de 2 meses antes de tener que abandonar el espacio Schengen en su conjunto. Puedes encontrar el listado completo de países que forman parte de este espacio aquí.

Esto es así ya que no hay ningún tipo de control o frontera entre los estados miembros de este espacio común, por lo que puedes viajar libremente entre ellos. Por este motivo esta regla se aplica a escala supranacional en lugar de haciendo foco en un único país.

¡Importante! Todo esto también funciona del mismo modo para los ciudadanos de la UE. No obstante, estos lo tiene mucho más fácil para quedarse más de 3 meses en el país (simplemente deben conseguir su tarjeta verde o “green card”).

Esta regla de los 90 180 días, expuesta de este modo, parece sencilla.

No obstante, sus detalles o particularidades generan gran cantidad de dudas. Entendamos a fondo cómo funciona esta regla.

 

¿Cuándo puedo regresar a España después de los 90 días?

 

Lo primero que debemos tener en cuenta es que estos 90 días se cuentan dentro de un plazo de 6 meses (1 semestre).

Es decir, se trata de 90 días sumados en conjunto, no tienen porqué ser consecutivos.

¿Qué significa esto? Pues que no es posible quedarse 90 días en España, salir a otro país de fuera del espacio Schengen, estar 1 día allí, y volver a entrar en España.

En este caso, si has estado 3 meses completos en el territorio español, deberás esperarte 3 meses más tras salir para poder volver a entrar: habiendo cumplido así 90 días dentro de un periodo de 6 meses.

 

¿Cuándo empiezan a contar los días?

 

Esta pregunta es muy simple y directa. Los 90 días empiezan a contar el día que cruzaste por primera la frontera del espacio Schengen.

Es decir, si venias en avión de cualquier país de fuera de la UE y aterrizaste primero en Francia, por ejemplo, por más que al día siguiente viajes a España, el periodo de 90 días empieza a contar desde tu aterrizaje a Francia, pues es primer país del espacio Schengen que has pisado en este periodo de 6 meses.

 

¿Tienes dudas? Sigue leyendo para más información o pregunta lo que sea a nuestros abogados de extranjería:

     

    ¿Es posible prorrogar estos 3 meses?

     

    Sí, es posible prorrogar esos 90 días como turista, aunque se trata de algo bastante complicado.

    Para hacerlo, es necesario solicitar esta prórroga ante la policía nacional.

    En la mayoría de los casos la solicitud será denegada, pues únicamente se admite y aprueba la extensión si se dan circunstancias excepcionales.

    Estamos hablando, por ejemplo, de casos en los que has sufrido un accidente que te impide volver a tu país de origen, o de contraer enfermedades sobrevenidas.

     

    ¿Qué pasa si me quedo más de 90 días en España?

     

    ¿Qué sucede si me quedo más del tiempo permitido? A nivel legal, entrarías en situación irregular.

    Es decir, a ojos de la ley de extranjería, estarías cometiendo una infracción grave que podría acarrear sanciones importantes.

    De manera general, estas sanciones suelen ser una multa de entre 500 y 1000€.

    Pero, según la gravedad de tu caso particular, se podría llegar a iniciar una proceso de expulsión.

    No obstante, este proceso de expulsión es algo que raramente sucede, pues primero las autoridades deben descubrir que te has quedado más del tiempo permitido, abrir un procedimiento sancionador en el que siempre puedes presentar alegaciones para que revisen su decisión.

    En el caso de que sí se produzca esta sanción y acarreara una expulsión del país, esto supondría la prohibición de la entrada a España durante los próximos 5 años (lo que eliminaría tu capacidad de solicitar un permiso de residencia).

    Además, debes tener en cuenta que los días que te excedas del tiempo permitido contarían para el próximo semestre. Es decir, si te quedas 6 meses en lugar de los 3 permitidos, deberás esperar un total de 1 año para volver a entrar a España (3 meses de esperar por el primer plazo de 6 meses de recuento, y 3 meses más que corresponden al tiempo que te has excedido que se asocian con los siguientes 6 meses).

    Finalmente, y respondiendo a la pregunta que muchos extranjeros tienen, si te has pasado de los 90 días y regresas a tu país, es altamente improbable que te detengan en el aeropuerto, y raramente te impondrán una multa.

     

    Importante: no confundir con la regla de los 183 días

     

    Hasta aquí hemos analizado la regla de los 90 días en España, que fija el tiempo máximo que puedes quedarte en el país como turista antes de entrar en situación irregular.

    El problema es que esta regla muchas veces se denomina también la regla de los 180 días (ya que tienes permitido estar en España 3 meses dentro de un plazo total de 180 días), y genera gran cantidad de confusiones con otra regla con nombre similar: la regla de los 183 días.

    Y lo cierto es que no tienen nada que ver.

    La regla de los 183 días marca el impás entre ser residente y no residente en España. Es decir, si vives en el territorio español y durante un año natural (de enero a diciembre) estás más de 183 días en el país, te conviertes en residente.

    Esto, entre otros, tiene importantes implicaciones a efectos fiscales: si eres residente pagarás impuesto sobre la renta o IRPF sobre todos los ingresos que generes en cualquier país, y los tipos impositivos difieren.

    Pero, como ves, no dictamina cuánto tiempo puedes estar en España.

     

    ¿Qué puedo hacer antes de que los 3 meses lleguen a su fin?

     

    Finalmente, analicemos las diferentes opciones que dispones para evitar problemas legales.

    Como hemos comentado hasta ahora, tienes un total de 90 días en España como turista.

    Si quieres evitar entrar en situación irregular y correr el riesgo de recibir una sanción, tienes dos opciones principales:

    • La primera, como es obvio, volver a tu país de origen (o salir del espacio Schengen)
    • La segunda, si tu intención es quedarte más tiempo en España, es solicitar un permiso de residencia

    Pero ten cuidado con esta segunda opción. Pues si ya estás en España, el abanico de permisos de residencia disponibles se verá reducido (pues muchos requieren que se inicie la solicitud en el consulado español desde tu país de origen).

    En este artículo puedes encontrar el listado completo de permisos de residencia que puedes conseguir estando como turista en España, entre los que se incluyen el visado de inversor, el visado de estudiante o la tarjeta comunitaria entre los más populares.

    No obstante, lo más recomendado es contactar con un equipo de abogados de extranjería para que te asesoren al detalle y entiendas a la perfección cuáles son tus opciones (teniendo en cuenta que cada caso es completamente diferente). Así, puedes ponerte en contacto con nosotros a través del siguiente enlace y recibir asesoramiento personalizado:

    Quiero hablar con un abogado

     

     

    0/5 (0 Reviews)
    Share via
    Copy link
    Powered by Social Snap